Existen dos tipos de inventarios para un restaurante u otro establecimiento de hostelería, el inventario físico y el permanente. Aunque lo primero es explicar… ¿por qué es importante la elaboración de un inventario?

Un inventario ayuda tanto al control de costes como al informe financiero de la compañía.
La idea es registrar a través de un listado todos los productos que tengamos al final de mes y compararlo con el listado que tengamos del mes anterior y sus compras.

Tenemos que tener en cuenta que los productos del inventario son productos inmovilizados (tenemos dinero paralizado). No podemos llegar a final de mes y volvernos locos a hacer pedidos, ya que esos pedidos que hagamos contarán como gastos para la compañía ese mismo mes y como ingresos el mes que viene que es cuando serán consumidos, lo cual ocasionaría un descuadre en la cuenta de resultados y un balance irreal en cuanto a compras, gastos e ingresos.

Lo correcto sería tener el local con las existencias justas cuando vayamos a inventariar, por dos razones. La primera, nos facilita el inventariado de los productos, tenemos menos productos que inventariar y por lo tanto nuestra tarea se reduce considerablemente. Y por otro tendremos unos resultados reales de compras y ventas todos los meses.

¿Qué tipos de inventarios existen?

¿Como se realiza un inventario?

Tenemos dos tipos de inventario, el permanente y el físico. En el permanente haremos un control continuo de los productos que recibamos o gastemos. Anotaremos aquellos productos que gastemos en el momento y también al momento los productos que recibamos. El inventario permanente es un método muy efectivo, aunque poco operativo. Se suele usar en hoteles o grandes superficies, donde hay puestos específicos que llevan un control de esta tarea. Lo positivo de este inventario es el control diario de las mercancías y sus costes, además de la facilidad para volver a pedir aquellos productos que vayamos gastando y el control exhaustivo y permanente de las materias primas.

El otro inventario es el físico, y es el más extendido de los dos. Se realiza una vez al mes anotando en un listado todos los artículos y cantidades que tengamos. Normalmente se tiene preparado un listado de los productos que tenemos en la carta de comida y bebida divididos por familias, lo cual nos facilita el inventariado ya que sólo tenemos que ir anotando cantidades. Este inventario se suele hacer el último día de mes, y una vez realizado se lo transmitiremos al responsable para que lo evalúe y realice el informe financiero correspondiente.
Si quieres saber más sobre cómo se realiza un inventario de un restaurante o cualquier otro negocio de hostelería, que inventario me conviene más según mi negocio, que método de rotación debo usar, que proveedores elegir o simplemente si quieres obtener la tabla de como se realiza un inventario puedes ver la información referente a nuestro curso de gestión y control en restauración.